Editorial · Religión

Pío Moa, teólogo y exégeta

No siempre leemos a Pío Moa aunque a menudo estamos de acuerdo con el en muchos temas, principalmente historia, política, cultura… si bien no compartimos en absoluto sus fuertes inclinaciones sionistas, democratistas, constitucionalistas y liberales. Pero cuando mayor gloria alcanza el hombre es cuando se adentra en el terreno religioso para desbarrar estrepitosamente llegándonos a causar vergüenza ajena, mas que nada porque a Dios se puede llegar por el solo uso de la razón pero para eso hay que tener voluntad de querer conocer la verdad, condición que es evidente que le falta a Pío Moa como a todo liberal por mas que en la moral natural se acerque a lo que Dios manda y enseña y por mas que presuma de mucho uso de la razón.

A Pío Moa sus mas acérrimos detractores, por no decir enemigos que en general también lo son nuestros, a menudo le echan en cara para desacreditarlo que no es mas que un simple aficionado de la disciplina historiográfica, pero creemos que la defensa que hace de sí mismo es justa, suficiente y certera. Sin embargo también creemos que la teología definitivamente no es lo suyo y que dado que se desenvuelve tan mal en ella, como un aficionado y de los malos, por el bien de las almas y la suya propia lo que debería de hacer es abstenerse o bien avisar, en cada comentario que hace en cuestión religiosa, que lo suyo es simple afición y que por tanto el lector no debe tomar demasiado en serio lo que dice. Sigue leyendo “Pío Moa, teólogo y exégeta”

Religión

Impenitentes: dormid tranquilos…

Un sodomita que muere impenitente va al Infierno por la enemistad con Dios por el buscada. Pero impíos y “católicos” liberales, nominales, no practicantes y con sus propios mandamientos son impenitentes también y les depara la misma suerte si impenitentes les alcanza la muerte.

Editorial · Religión

Religiones de andar por casa

Teológicamente hablando (y siendo la buena teología la mas suprema de las ciencias nunca la tenemos en cuenta) el error no tiene derechos y las sociedades no tienen derecho a no rendir homenaje al Criador y Soberano de todas las cosas, es decir no confesar la Divina Majestad e Imperio de Cristo. Esa es la Gran Injusticia, la del hombre soberbio, que hace caso del padre de la mentira (y el mas soberbio de los seres), que vive de espaldas al Creador, viviendo la religión del hombre que se hace dios en lugar de la verdadera religión del Dios que se hace Hombre. Por eso del que buen árbol se aleja a tremendas intemperies se expone, y expuestos estamos. Por eso los hijos del pecado, las tinieblas que huyen de la luz porque sus obras son malas, dicen que “la religión, cada uno en su casa”, porque aman hacer el pecado y la religión conlleva la práctica de la virtud, a lo que los pecadores no están dispuestos. Sigue leyendo “Religiones de andar por casa”