España

O aniquilamos la partitocracia o el régimen de partidos nos volverá a destruir

Mas responsable es el propio régimen del 78, no digo este u otro gobierno, pues todos lo han sido y lo han sido siguiendo el camino marcado y trazado por la propia Constitución (que habla de “nacionalidades” entre otras perlas). De forma que Cataluña con todos los buenos catalanes fueron abandonados a su suerte por el estado desde el primer momento y así han permanecido hasta ahora.

Ahora está por ver que va a pasar, si España, es decir el pueblo, la nación, no acaba con el régimen partitocrático y se refunda el estado (pacíficamente, o lo mas pacíficamente posible si alguien se pone a subir las apuestas reprimiendo la legítima reacción del pueblo) entonces será el régimen y el estado los que acabarán con la nación, y lo de confederar España solo va a ser el aperitivo.

Y una de las prioridades del nuevo estado debe ser desandar el camino del adoctrinamiento en el odio a España que ha estado sufriendo la región catalana junto a las vascongadas y algunas otras que mas o menos han empezado a andar los mismos pasos. Esto será uno de los muchos desafíos. Pero una cosa debe quedar clara, si seguimos en el 78 nada cambiará y todo seguirá igual, independientemente de los prudentes paréntesis que se permita el régimen para evidentemente poder sobrevivir a la reacción del pueblo.

Comentado aquí.

Anuncios
España

Atención a los sabotajes del régimen

Debemos acostumbrarnos a construir entre todos pero cuidándonos mucho de toda intoxicación porque el régimen sí va a poner a trabajar a sus expertos en sabotaje social y comunicativo, no contra el prucés sino contra la misma España cuya reacción y despertar se quiere primero controlar y después neutralizar, como pasó con el espíritu de Ermua. En suma, nuestros verdaderos enemigos, y hablo de nosotros España, el pueblo y la nación, es la partitocracia encarnada en el régimen del 78.

Comentado aquí.

España

Refundación a la islandesa

Lo volvemos a decir: los mecanismos que se están desencadenando son bastante serios, nos superan a todos e incluso a nuestros enemigos que llevan largo tiempo explotándonos y odiándonos.

Puede que estemos ante una refundación del estado que tiene que ser llevada pacíficamente por el mismo pueblo, sin dejarnos manipular por nadie habida cuenta de que ni partidos ni monarquía ni judicatura ni nadie (pues todos nos han estado mintiendo, robando y oprimiendo todas estas décadas), un poco a la islandesa.

Esto quiere decir que hay que desengañarse: Sociedad Civil Catalana, partidos como Ciudadanos (incluso dudamos de Vox), espantajos como Borrell y Vargas Llosa son mas de lo mismo, hay que espabilar que nos jugamos el futuro de nuestros hijos y la dignidad como personas y como españoles. Confiar en estas personas y organizaciones es un suicidio.

Comentado aquí.

España

Canalizar la reacción

Hacen falta medios e instrumentos capaces, leales y confiables para organizar mínimamente (y quizás no mas de la cuenta) la reacción de España.

Debemos defendernos no de los pendejos del prucés sino de los sinvergüenzas que llevan destruyendo a España todas estas décadas, de los cuales los gobiernos y muy probablemente la monarquía no son mas que sus lacayos matones y mamporreros, bienpagados aparatchiks.

España tiene una oportunidad única pero debemos estar dispuestos a los sacrificios que vienen, porque sin sacrificio no se obtiene nada y sin sacrificio dejamos de ser personas.

Comentado aquí.

España

Zombis de amarillo

Pobre gente, en todas partes hay mucha gente muy susceptible de ser abducida e idiotizada, lo que ha pasado en Cataluña es que se ha usado allí de esta magia negra para envenenar a la gente y los mas débiles han caído. Llevamos toda la vida viéndolo, lo sabemos perfectamente y conocemos a esta gente y a estos mecanismos.

Hay que curar a Cataluña y a toda España de este veneno del odio y de la mentira, y no nos engañemos, la partitocracia no lo hará porque a la partitocracia le interesa esta situación. Va a tener que ser el mismo pueblo, nosotros mismos.

La Corona tendrá que decidir si se pone con el pueblo o continúa del lado de la partitocracia de la que ha venido formando parte todas estas décadas.

Y las Fuerzas Armadas, ¿de qué lado se pondrán? Porque tenemos un ejército cuyas bases sabemos que nunca actuarán contra el pueblo y desobedecerán órdenes de represión, así que, ¿que harán todos esos mandos cobardes, traidores y apesebrados por el sistema?

Comentado en El loco de amarillo se enfrenta a la Guardia Civil | Dolça Catalunya